Al parecer el mobiliario urbano colocado para la Línea 7 de Metrobús, no respeta los acuerdos realizados con el INAH, por lo que en días pasados el coordinador nacional de Monumentos Históricos del INAH, Arturo Balandrano Campos, envió una carta al director del Metrobús, Guillermo Calderón. La misiva está fechada el 5 de diciembre y en ella el funcionario federal indica que el análisis del gobierno capitalino no es válido.

Según los datos dados a conocer, “resulta que existen actualmente 118 paradas con mobiliario urbano que incluye publicidad, instalada previamente sin contar con la autorización del INAH”.

En cada parada, según el documento entregado al INAH, existe una vitrina publicitaria llamada “mupi” con dos pantallas, lo cual fue comparado con los llamados “mupis” del proyecto de la Línea 7, que suman 102 carteleras publicitarias con iluminación a dos caras, es decir, la diferencia son 16 espacios publicitarios más de los aceptados.

Dicho análisis “no es válido en función de los acuerdos establecidos previo a la emisión de la autorización emitida por el INAH, en el sentido de que el Gobierno de la Ciudad de México se comprometió al retiro de la totalidad de parabuses y puestos diversos (…), así como a la reducción significativa de carteleras publicitarias dentro del proyecto de la Línea 7”.

Parabús Línea 7 MB
Metrobús Línea 7 – Estación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *